viernes, 21 de noviembre de 2014

Lealtades Familiares


La lealtad es un recurso para poner a salvo la existencia del grupo o familia.
Cada individuo está en función de cumplir las expectativas del grupo o clan familiar y existe una entidad que vela porque esto se cumpla y es la Conciencia.

A cada grupo lo rige una conciencia particular, de acuerdo al actuar de cada uno, se manifiestan la buena y la mala conciencia como fuerza reguladora, si uno no es leal no hay buena conciencia y nos  sentimos culpables, quien tiene mala conciencia no es malo, simplemente rompe las reglas, se atreve a hacer las cosas de manera diferente a lo establecido, pero eso tiene un costo ante el clan, porque pone en riesgo su pertenencia, siendo esto lo más vital para cada miembro.

Boszormenyi-Nagy menciona que en toda familia existe un libro con la contabilidad de los méritos y las deudas, llamado la foja del haber y el deber, donde cada uno adquiere desde el momento que nace una obligación de acuerdo al tipo de reglas y justicia que la familia practica.

Todo esto está grabado a un nivel inconsciente, donde las memorias vienen dadas de generación en generación.

Un ejemplo de esto es la “parentización”, donde el hijo se vuelve padre de sus padres, forzado por esta lealtad a vivir al servicio de sus padres y no tener derecho a vivir su vida hasta que ellos mueran, el fracaso escolar es otro ejemplo, ya que si alguien se atreve a destacar en una familia de bajo rendimiento está poniendo en riesgo su cercanía a la familia, se condena a vivir en el alejamiento, repudio o sufrimiento por ser la “oveja negra” del grupo.


Pero qué pasa si triunfo donde otros fracasaron?, aun pagando el precio que esto conlleva, el Clan recibe una gran ganancia, ya que expande las posibilidades y hace crecer las oportunidades para los que vienen después, al generarse el cambio estamos expandiendo la Conciencia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada